Protección del Hormigón

Es muy recomendable aplicar como capa de acabado, una pintura protectora. Evitará la entrada de humedad en el hormigón, su posterior carbonatación y una nueva oxidación del hierro. Es una medida básica de protección para conseguir la máxima durabilidad en nuestras estructuras de hormigón armado.