Puentes de unión

Un puente de unión para el hormigón, es un material utilizado para crear una conexión fuerte y duradera entre superficies de hormigón–hormigón o bien mortero–hormigón. Su función principal es mejorar la adherencia y la transferencia de carga entre dos elementos de hormigón, ya sea en aplicaciones de reparación, construcción o rehabilitación de estructuras.

Estos puentes de unión son especialmente útiles para aumentar la solidez de la obra. La aplicación adecuada de estos puentes de unión es esencial para garantizar la integridad estructural y la longevidad de la unión entre las superficies de hormigón

Nuestra solución BOND–COAT es ideal porque es un aditivo que se entrega preparado y su aplicación es muy sencilla.